Mi pañuelo

Como los señores mayores
de los que hablan las abuelas
cuando dicen que ya no hay caballeros

yo cargo una tristeza
siempre asomándose al mundo
por la bolsa de una camisa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *