De cómo se falsifica un tweet

El viernes pasado, mientras reportaba en twitter durante la presentación del estudio Retos y Oportunidades del software libre en la Administración Pública en Costa Rica, Óscar Arévalo, construyó un retweet usando mi nombre de usuaria de esa red, haciendo creer que lo divulgado por él era un reenvío de algo que yo había escrito:

Captura de pantalla 2013-10-25 a la(s) 10.17.12
Gracias a Andrés Díaz por la captura de pantalla.

El caso me parece importante de documentar, pues del viernes a hoy aún sigo esperando la explicación por parte de osarevalo y porque muchas veces no tenemos el cuidado de corroborar que los reenvíos en twitter no sean fabricados. Básicamente, cuando leemos un retweet, deberíamos ir a la cuenta original a confirmarlo.

¿Por qué Arévalo hizo algo así? No tengo idea, pero dado que no es novato en redes sociales, espero una explicación convincente.

Mucho ojo, que los correos electrónicos reenviados también se pueden falsificar fácilmente, creando encabezados:

———- Mensaje reenviado ———-
De: Nostradamus <nostradamus_verified@gmail.com>
Fecha: 29 de octubre de 2013 16:54
Asunto: Re:  ¿Usted cree que va a ganar Monestel las elecciones del 2014?

8 opiniones en “De cómo se falsifica un tweet”

  1. Pos hasta ahora puedo leer esto y entender de que se trataba todo el asunto. Bueno, no tengo razón alguna para falsificar un tuit y menos de quien consideraba una amiga con la que compartía el interés por el software libre. Es por eso que ese día estuve tratando de dar apoyo retwiteando los comentarios que esta persona enviaba, sobre la presentación de un informe que me parecía de suma importancia. Entre los Twits enviados estaba el señalado, en el que traté de enviarle la información o comentario de que uno de los principales alegatos de quienes adversan el software libre es el de que se violenta la mentada neutralidad tecnológica si se utiliza el software libre en el Estado. Me interesaba que esta persona tuviera el contexto del comentario y por eso opté por el re-tuit sin percatarme de que omití un caracter fundamental: la “/”, barra inclinada que se utiliza para agregar los propios comentarios a un re-tuit. Porqué me pasó esto, por carrerar. Creo que no es al primero que le pasa. Acepto el error y me disculpo por ello. Ahora bien aclarar esto en un tuit está complicado. Y no sé como hacer el link a este comentario. Si alguien puede se lo agradecería. Lo voy a intentar.

    1. Sigo sin entender cómo, alguien que usa twitter desde hace años, puede cometer un error así. Evidentemente no considero que hubiera mala intención, pero eso no le resta importancia al asunto. Desde el mismo momento en el que vi el tweet pedí explicaciones. Las pedí varias veces y no sucedió nada. Hay que asumir la responsabilidad cuando se usan las redes sociales.

  2. A mí me sucedió hace un tiempo con una usuaria que agregó a un tuit mío sobre una fiesta a la había sido invitada y sin que mediara siquiera la sugestión de una alusión al licor, la expresión “borracha conocida”. La persona en cuestión se disculpó públicamente aunque le restó méritos a mi enojo y luego borró el tuit (aunque yo también había hecho captura de pantalla). Acepté la disculpa, pero igual cualquier persona pudo leerlo en el momento en que ella lo publicó e igual que yo, hacer captura y conservarlo.
    Sé que a veces “carrereamos”, pero no podemos perder de vista que un error, asumamos que involuntario, puede terminar en lesiones al honor de otra persona (no es el caso del post) y que situaciones como esta nos sirvan para revisar lo que escribimos antes de presionar “Enviar/Tweet/Send”

  3. ¿No será que el frío sí está en las cobijas? Las cobijas en este caso siendo Twitter.

    Observando de lejos como ustedes usan Twitter, yo honestamente me pregunto cómo es que esto no les pasa más a menudo.

    Twitter es un protocolo de texto simple, y lo *único* que es verificable es que un twit particular fue publicado por un usuario particular. De ahí para adelante es cancha abierta. Yo podría, si tuviera cuenta ahí, escribir “RT @ushcala: ¡Viva el PLN! #estamosconjohnny” y estoy seguro que me llevo en banda a una buena cantidad de gente.

    Cuando yo veo que gente que lleva a cuestas tarjeta de presentación donde dice “experta en esto y aquello”, que opina, asesora y decide va como si nada y sostiene conversaciones privadas en poquitos de 140 caracteres y en público, yo ya me resigné a sonreír y pensar, “yep, hay que ser experto en esto y aquello para poder meter un tornillo con un alicate.”

    1. Ninguna conversación que ocurra en twitter es privada y creo que eso lo debe saber todo el mundo. Partiendo de eso, no sé a qué viene el tema de los expertos. Sobre lo fácil que es falsificar un tweet, para eso está el post. Lo mismo pasa con los correos y no por eso dejamos de usarlos.

      1. Primero, observando de lejos las conversaciones que la gente sostiene en Twitter, no, yo no creo que la gente realmente entienda que están hablando en público todo el tiempo.

        El tema de los expertos lo sacaste vos misma: “¿Por qué Arévalo hizo algo así? No tengo idea, pero dado que no es novato en redes sociales”. Yo solo lo llevé al siguiente lugar lógico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *